viernes, agosto 30

Don't try, just be

Esta entrada sí que no va a ser como las demás. Por primera vez tengo ganas de hablar sobre una situación más social.
Está de moda ser hipster. La onda retro, los anteojos, las camisas. A mi también me encanta cómo se visten, pero hoy me puse a reflexionar: los hipsters eran un movimiento anticultural norteamericano, de la gente que se oponía a lo que llamaríamos mainstream (corrientes culturales predominantes). En otras palabras, preferían escuchar música, mirar películas y leer revistas alternativas e independientes.
A lo que voy es que, justamente lo que ellos trataban de hacer ideológicamente para salirse de la vida consumista, se transformó ahora lo más mainstream del mundo.
Sin ir más lejos, la imagen del Che Guevara, un hombre que luchó y murió por el derrocamiento del capitalismo, es ahora una especie de logo que encontramos en mochilas, remeras, posters, etc. Quizás algunos se preguntarán, ¿no es irónico esto? Pero la verdad que no hay ninguna magia, ahí encontramos la esencia del capitalismo. Cómo el sistema toma lo que tiene a su alcance y lo convierte en otra herramienta para el consumo.
Otro punto al que quería llegar, es que me parece completamente en vano que hoy en día existan personas que hagan lo que sea con tal de sobresalir, de llamar la atención. No sirve querer ser único. Cuando uno sobresale no es porque trata de hacerlo, es porque los demás lo ven de esa forma.
Créanme que conozco todos los casos; hasta gente que flasha depresión y tendencias suicidas como si fuera algo con lo que se puede joder.
Obvio que existen personas que realmente pasan por eso. Obvio que existen personas que llevan una insignia del Che Guevara porque luchan por su misma ideología. Obvio que hay gente que realmente ama la onda hipster. Pero esas personas nunca te van a decir "ay, yo soy siempre soy el raro, pero a mi no me importa lo que digan". A esa parte me refiero cuando digo que buscan, todo el tiempo, romper con los cánones de la sociedad para ser mirados.
Se vos mismo, esa es la única forma de ser único. Al final, intentando ser diferente, terminás siendo uno más del montón.

1 comentario:

  1. Tu entrada me hizo recordar a una frase que leí: "Sé tú mismo, porque hoy en día ser diferente no es ser diferente en realidad"
    Y es que es tan cierto eso, ahora todos son raros, todos son "de las pocas personas que hacen tal o cual cosa". Al principio me daba cólera eso de que se llamasen "raros" a sí mismos, pero ahora ya hasta me da risa.
    Me encantó la entrada, saludos!

    ResponderEliminar