miércoles, junio 19

The coldest day of the year

Y justo hoy. Sí, justo hoy que es la fiesta de 4to 5to y 6to tiene que caer el día más frío del año y paralizar a la población. Igual se va a hacer, obvio, ya está todo pagado y la gente sigue bien up.
La semana no estuvo demasiado interesante; ayer y anteayer fueron días completamente aburridos y rutinarios, aunque admito que estuve re bien anímicamente. Además, me compré un celular nuevo :) Se lo envían hoy a mi papá al trabajo y él me lo trae cuando vuelva, qué felicidad. Ya era hora.
Al final mi semana terminó ayer, porque decidí faltar al colegio. La verdad que no tenía muchas ganas, y necesito gastar algunas de mis faltas porque dentro de poco acaba el bimestre y me quedan un montón. Ah, tengo un ocho en matemática. Levanté el dos que me había sacado con un 9+, wiii.
Después de la fiesta, me parece que viene una de mis amigas a dormir a casa, y mañana me voy a lo de otra amiga. Luego de eso, supongo que mis papás me pasarán a buscar y nos iremos a la capital. Vamos a ir a ver unas exposiciones, quedarnos a dormir en un hotel, y al otro día ir a comprar un par de cosas para Bariloche, como los guantes de nieve.
Para lo que queda del fin de semana, no tengo ni idea. Quizás me quede leyendo el Martín Fierro porque lo tengo que terminar todo para el martes, y me re colgué y estoy re atrasada.
El Lunes volvió la segunda temporada de la serie En Terapia. Es la adaptación Argentina de una serie estadounidense. Me encanta, la sigo desde que empezó. Pero más allá de eso, lo que tenía ganas de contar es que ver la serie me hizo pensar que tengo ganas de volver a analizarme, porque siento que más que nunca tengo miles de cosas en la cabeza. Lo que pasa es que creo que quiero cambiar de psicólogo y no sé por qué. Lo natural es que quiera volver a la misma, ya que es quien conoce toda mi historia y no tengo que volver a explicarle nada. Pero por otro lado, quizás me aburrí un poco de ella. Me aburro rápido de las cosas, y más cuando no salen como quiero. Qué se yo, como que a lo último sentía que era un compromiso ir, porque ya no me pasaban tantas cosas (o no se las quería decir). Tampoco me copa mucho la idea de hablar de este "cambio" con mis papás. Aunque creo que, si lo necesito, no dudarían en llevarme a otro. No sé, otra opción sería regresar y decirle a Gloria que no me gustó la manera en la que habíamos estado trabajando.
No sé. Me molesta mucho no poder decidir las cosas rápido y ser más espontánea. Me pone como loca. Pero bueno, creo que mejor me voy a ver una película así me despejo.
¡Buen fin de semana!

Una canción: Under control - The Strokes

2 comentarios:

  1. Me encanta leer tu blog porque no me resulta del todo creíble que todo lo que cuentas sea cierto, aunque sepa que este es tu diario virtual y cuentas tu vida. Me recuerda al libro que leí este año: "las ventajas de ser un marginado" te lo recomiendo si no te lo has leído, te hace pensar mucho en todo, al menos, a mí me hizo pensar mucho.
    El caso: quería darte las gracias por el vídeo. Tengo claro que quiero dedicarme a algo que me guste, pero el problema es que no sé qué me gusta. Es decir, mis notas son muy buenas en todas las asignaturas pero porque tengo la voluntad de sacar adelante las asignaturas aunque no me agraden algunas veces y soy muy cabezota y hasta que no comprendo algo y no veo que se me da bien no paro.
    Pero a la hora de pensar: ¿qué es lo que deseas?
    Mi mente se queda totalmente en blanco.
    Quizás mi problema sea que vivo demasiado en las series, y si te digo la verdad, lo único que quiero es hacer un pequeño cambio en este mundillo de locos.
    Siento haberte escrito demasiado, y de nuevo gracias por el video.
    Y me alegro de que las cosas vayan mejorando para ti, por lo que cuentas, tu vida no parece tan aburrida. Al menos es más divertida que la mía.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Bueeeeeenas, he regresado. Leí todo lo que tenía atrasado desde la última vez.

    ¡Cuánto me haces acordar a mi cuando iba al colegio, con las rutinas, los exámenes y las entradas tarde porque los docentes faltaban...!
    No sé si ya te lo he comentado alguna vez, pero siento que hubiese terminado el colegio hace dos años y no hace apenas menos de uno. Es realmente curioso.

    Respecto a En terapia, es una serie que me encanta, también la sigo desde el año pasado, en su primera temporada. No sé si a vos te pasó lo mismo, pero me gustaría que vuelva a surgir Marina y se haga algo con ese tema. Al menos me gustaba lo que había entre ellos... Y, respecto a tu análisis considero que no está mal cambiar. A mi me pasaba lo mismo con mi terapeuta del año pasado. No me gustaba porque sentía que se dejaba llevar mucho por la subjetividad y faltaba ese impacto ante ciertas cosas que me decía. Realmente, hoy en día reconozco que no estaba tratando un montón de cosas que me partían por el eje, y que necesitaba hablar... Y también reconozco que uno llega a ciertas " situaciones de estrés" por seguir guardándolas.

    Justamente por estas situaciones de estrés, de malestar, decidí que tenía que buscar por otro lado, le guste a quien le guste. Como se suele decir " caiga quien caiga". En su momento dudaba en cambiar y considero que la duda iba a ser eterna porque tampoco quería hablar de éste tipo de necesidades con mis viejos, pero la situación llegó a un punto donde el cambio era necesario para mejorar. Es decir, o se cambiaba o nos quedábamos sintiéndonos como hasta ése momento.

    Desde mi óptica si querés cambiar, si sentís que algo no sirve, apostá a ver si con Gloria puede existir una nueva vuelta de tuerca. Si no es de ésa forma, volvé a empezar. Aveces, aunque parezca mentira, no es tan malo contar la misma historia. No hay que dejar de tener en cuenta que no son los mismos ojos los que nos miran ni los mismos oídos los que nos escuchan... ( Y esto sí que me está pasando, jajaja)

    ¡Espero que estés palpitando con la mejor esta previa, muchacha querida!

    ¡Beso y abrazo gigante!

    ResponderEliminar