lunes, enero 16

Weirdo

Victoria volvió de Villa Gesell. La verdad que cuando me escribió en el muro "Ni te imaginás todo lo que tengo para contarte" me imaginaba cosas como la increíble cantidad de chicos con los que había estado, o con quiénes se había encontrado en cada boliche. Resulta que no salió y tampoco estuvo con nadie, pero me tiró una bomba de noticias...noticias increíbles...noticias que no sabés si querés saber o no. Cosas de mi hermano, de mis amigas. Totalmente shockeante, porque yo me esperaba muchas historias acerca de ella, pero nada era como lo esperaba. Todas las noticias eran sobre otros. Fueron 55 minutos por teléfono, invadiendo la privacidad de los demás. Y bueno, ahora me di cuenta que la ignorancia es la felicidad, espero no enterarme de nada más... Que raro fue todo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario